23 ago. 2008

Donde todo empezó


Hace tanto tiempo
tantas sudestadas
intentos de olvido
disfrazados de cotidianidad
inventándome, inventándote

en la oscuridad
en la nada
en mi prisión
en mi patíbulo
mi preciado patíbulo

no intentes seguirme, te dije un día
y allí empezó la historia
Fuimos dos ciegos caminantes
perseguidores de un horizonte
tan distante, tan ajeno
desdibujando el destino

pisoteando jardínes
dejando a nuestro paso
papeles mojados
malos presagios
amigos, enemigos
alegrías aparentes
instintos suicidas
algunos billetes y algo de pasión

tarareando viejas piezas
recordando a Escher
a Bergman, al cantar de los cantares
a un Fellini simbolista que te aburría

tanto caminar y...
míranos
estamos donde todo empezó
ahora mas cansados
con aire de idealistas
sin un dios a quien culpar
con una manta de estrellas
haciéndonos sentir aún mas pequeños
como simples rocas en este pedregal


Edward.- (Mañana tibia, recuerdos, silvio)

2 comentarios:

Angeles dijo...

Esa es la pasión que anda por ahí disfrazada de amor...
Gran maestra.!!

Edward Padilla dijo...

disfrazada de muchas cosas angeles.